Emelec, que pese al empate (2-2) en la ida parte con una ligera ventaja por los goles de visitante, recibe este martes en su fortín del estadio Capwell a Macará en cotejo de vuelta por la primera fase de la Copa Sudamericana.

El partido para avanzar de ronda ofrece una interesante oferta, luego del primer sorbo de hace tres semanas en Ambato que dejó agradables sensaciones.

Por un lado, está un local que buscará mostrar una mejor versión de juego, liderado por el técnico español Ismael Rescalvo, y despejar ciertas dudas en el arranque de temporada.

En frente no la tendrá tan fácil. El rival de turno es un especialista de planteamientos defensivos, que gusta de dar zarpazos en contraataque.

Es una marca registrada del timonel uruguayo Eduardo Favaro que recién se instaló en esta temporada en el banquillo macareño, por lo cual insiste en ser “un equipo en formación”.

Los ‘eléctricos’, al mando de Rescalvo, se recuperaron en la LigaPro al ganar a Olmedo en Riobamba en la última fecha y se mantiene en la segunda posición con 13 puntos, a uno del líder Barcelona.

El desborde por las bandas con Romario Caicedo por derecha y Ángel Gracia en la zurda, se perfilan como armas a considerar este martes.

Las descolgadas en velocidad del artillero argentino Facundo Barceló, quien marcha fino en los festejos, han sido su mejor garantía de gol en casi todos los cotejos que estuvo en cancha.

Por ello el timonel reivindicó las condiciones de sus jugadores que “en dominio individual y técnico son buenos y cuando ellos se asocian pasan cosas interesantes”, expresó entusiasta en conferencia de prensa.

El cuadro azul venció al colista con buena parte de su rol estelar y no presenta novedades para el lance copero.

Rescalvo aspira contrarrestar el cerrojo visitante con otra opción de desequilibrio ofensivo: “la pelota parada fue importante, lo trabajamos en esta semana”, anticipó el hispano.

Los celestes, en tanto, se ubican séptimos tras el empate a domicilio 1-1 ante Universidad Católica en Quito, donde ratificaron que son mejores jugando de visitante antes que en casa.

Favaro reconoce que resta mucho para que “se consolide la idea” de juego que pretende y esgrime que “algunos de sus elementos necesitan ritmo futbolístico y lo van a adquirir con el paso de los partidos”.

El ganador de esta llave ecuatoriana se asegurará un lugar en la novedosa fase de grupos que desde este año estrena la Sudamericana.

El partido está pactado a las 17H15 del martes en el estadio Capwell, con arbitraje de los ecuatorianos Franklin Congo (central), Dennys Guerrero y David Vacacela (asistentes).

COMENTALO

Please enter your comment!
Please enter your name here